Suele creerse que cuando se envía a los hijos de viaje o a un campamento de fútbol en Estados Unidos (por ejemplo), lo ideal es que vayan acompañados de algún familiar o con algunos amigos. Se piensa que es importante que no se sientan solos y que tengan a su lado a alguien que hable su mismo idioma.

Pero es hora de librarse de esas creencias que no terminan siendo nada beneficiosas. En definitiva, son prejuicios muy arraigados de un exceso de protección o proteccionismo que más bien le impide a los hijos abrirse a otros horizontes y otras perspectivas.

Razones para que salgan fuera del país

Salir del país natal representa una inmensa ventaja para el desarrollo personal de todo joven. Con razón siempre se ha dicho que viajar es una de las formas más eficaces para aprender y conocer el mundo, otras culturas y otras personas.

Si se hace bajo la asesoría, orientación y apoyo logístico de una empresa como Decoasport, resulta una experiencia amplia y bien planificada. Esta empresa, con una experiencia de más de 20 años de servicio, lidera el sector que se dedica a la compaginación del mundo académico y el deportivo con la tramitación de becas a escala global.

Interviene con especialistas desde el mismo momento en que se les consulta y se le solicitan sus servicios en todo el proceso de tramitación para la realización de ese viaje y sus objetivos, según las necesidades de cada cliente.

También te puede interesar: cómo conseguir una beca académica en USA

Por eso, algunas razones muy puntuales para que tus hijos salgan fuera del país por diferentes motivos, sobre todo si son académicos, deportivos o para aprender otro idioma, son:

  • Una sana independencia. Al salir de casa, y sobre todo si lo hace solo, tiene que planear su propia rutina y realizar actividades y tareas a las que no está acostumbrado. Se ve obligado a planificar su rutina y cuanto corresponde a su alimentación, higiene personal y hábitos saludables.
  • Convivencia y compañerismo. Al compartir y convivir con jóvenes de otras latitudes, se verá obligado a comprender las normas elementales de la convivencia y estará más dispuesto para ser un buen compañero en las más diversas situaciones.
  • Establecer nuevas relaciones. El simple hecho de conocer a otras personas de otros países a las que nunca antes había visto, le permite aprender por sí mismo a generar y establecer nuevas relaciones con un mayor espectro de comprensión de su parte. Y es, sobre todo, una manera eficaz de librarse de unos cuantos prejuicios sobre las maneras de ser de cada quien.
  • Sale de su zona de comodidad personal. Esto significa que ya no cuenta con el mundo de facilidad y hasta de cierta irresponsabilidad que suelen ofrecer los buenos padres. Ya no tiene a su lado a sus padres para que le resuelvan todo, sino que tiene que resolver por sí mismo con imaginación, creatividad, empeño e incluso disciplina.
  • Nuevas maneras de disfrutar. Al desplazarse a otro país en las condiciones que se han venido reseñando, tu hijo irá ganando una mayor disposición a disfrutar los paseos y conocer otros ambientes históricos, culturales y naturales que serán la base de su experiencia vital como individuo.
  • Aprender otro idioma. Es común que en países como España los jóvenes se inclinen a aprender el inglés como lengua extranjera, pero si aparte de ese común interés tu hijo viaja a un país donde se habla otro idioma, será mucho mejor.

Estas 6 razones son las fundamentales para que te decidas a que tu hijo viaje al exterior, sea cual sea el propósito de ese viaje, será mucho más provechoso si es por una beca académica o deportiva, o por ambas.

Previsiones necesarias

No está de más recordar que si tu hijo es menor de edad, hay que cumplir con ciertos requisitos que impone la ley cuando viajen solos. De 15 años en adelante basta con el DNI, pasaporte o visado.

En cuanto a la salud y medidas sanitarias, es importante que se tenga en cuenta si padece de algún tipo de alergia o alguna otra información relativa con necesidades especiales.

Y de gran relevancia es que los padres no dejen de darle a su hijo una serie de recomendaciones y consejos de cómo comportarse en un país extranjero, sobre todo si están basados en la propia experiencia de sus progenitores.

Conocer otro país y aprender a desarrollarse en él es toda una experiencia que abre camino a la madurez, basada en un más amplio conocimiento del mundo y de otra u otras culturas, tradiciones e historias.

Que tu hijo salga fuera del país natal significa, sobre todo en los tiempos actuales, que está más abierto a los cambios y al ritmo de un mundo cada vez más interconectado y globalizado. Y al ser por experiencia directa y personal, será mucho más amplio su horizonte de comprensión y entendimiento en todos los sentidos.

Si te ha gustado este post, lo más posible es que te interese: requisitos necesarios para conseguir una beca deportiva en USA

¡Entérate de las últimas novedades sobre becas en USA!

Suscríbete a nuestra newsletter y recibe en tu correo noticias relevantes sobre Decoasports.

Política de Privacidad

¡Te has suscrito correctamente! Gracias por confiar en Decoasports.